Memoria de mis putas tristes (CONTEMPORANEA) por Gabriel García Marquez

December 9, 2018

Memoria de mis putas tristes (CONTEMPORANEA) por Gabriel García Marquez

Titulo del libro: Memoria de mis putas tristes (CONTEMPORANEA)

Autor: Gabriel García Marquez

Número de páginas: 112 páginas

Fecha de lanzamiento: June 6, 2014

ISBN: 8497935195

Editor: DEBOLSILLO

Descargar Leer on-line

Gabriel García Marquez con Memoria de mis putas tristes (CONTEMPORANEA)

Memoria de mis putas tristes (CONTEMPORANEA) por Gabriel García Marquez fue vendido por EUR 9,95 cada copia. El libro publicado por DEBOLSILLO. Contiene 112 el número de páginas.. Regístrese ahora para tener acceso a miles de libros disponibles para su descarga gratuita. El registro fue libre.

La primera novela de Gabriel García Márquez en diez años. Gabriel García Márquez, nacido en Colombia, es una de las figuras más importantes e influyentes de la literatura universal. Ganador del Premio Nobel de Literatura en 1982, es además cuentista, ensayista, crítico cinematográfico, autor de guiones y, sobre todo, intelectual comprometido con los grandes problemas de nuestro tiempo, en primer término con los que afectan a su amada Colombia y a Hispanoamérica en general. Máxima figura del llamado «realismo mágico», en el que historia e imaginación tejen el tapiz de una literatura viva, que respira por todos sus poros, es en definitiva el hacedor de uno de los mundos narrativos más densos de significados que ha dado la lengua española en el siglo XX. Entre sus novelas más importantes figuran Cien años de soledad, El coronel no tiene quien le escriba, Crónica de una muerte anunciada, La mala hora, El general en su laberinto, el libro de relatos Doce cuentos peregrinos, El amor en tiempos de cólera y Diatriba de amor contra un hombre sentado. En el año 2002 publicó la primera parte de su autobiografía, Vivir para contarla. "El año de mis noventa años quise regalarme una noche de amor loco con una adolescente virgen. Me acordé de Rosa Cabarcas, la dueña de una casa clandestina que solía avisar a sus buenos clientes cuando tenía una novedad disponible. Nunca sucumbí a ésa ni a ninguna de sus muchas tentaciones obscenas, pero ella no creía en la pureza de mis principios. También la moral es un asunto de tiempo, decía, con una sonrisa maligna, ya lo verás."